La comida japonesa, obligada a extenderse por el mundo debido a la Segunda Guerra Mundial, llega a Brasil, donde poco a poco se forma una colonia que logra introducir la cultura nipona en el país sudamericano.

Sus sencillas y deliciosas recetas acaban maravillando y encantando a la población brasileña que la abrazan como una más de su cultura gastronómica.

Zoe, brasileña de nacimiento, y Antonio Chan, de Hong Kong, quisieron introducir en Gran Canaria la gastronomía nipona.

Es así como, a finales del siglo XX, nace la idea de un restaurante que, con esfuerzo, dedicación y recordando todo aquello que de joven les deslumbró, se crea el restaurante japonés Kyoto.

Tanto Zoe como Antonio, con más de dos décadas de experiencia en las cocinas, decidieron dedicar su experiencia culinaria al servicio de los clientes más exigente. Sus recetas nos transportan, día tras día, en un ambiente acogedor, a la interesante y milenaria cultura japonesa.

Nuestro personal, en su constante búsqueda de la excelencia, y con un servicio a la altura de los fundamentos de la cultura nipona, ayudan cada día a nuestros clientes a conocer, mediante ingredientes de primera calidad, las recetas y platos esenciales con las que harán un viaje que les descubrirá qué se esconde más allá del Sushi, Makis, sus salsas espectacularmente deliciosas, los ramens (caldos de 24 horas, especialidad de Zoe, y con propiedades mágicas) y otros imprescindibles de la gastronomía japonesa. 

El Restaurante Japonés Kyoto nació como un sueño que se hizo realidad y que, a través de los años, se ha convertido en una referencia de la gastronomía japonesa en Las Palmas de Gran Canaria. Es por ello que, nuestro objetivo fundamental es seguir renovando cada día y ofrecer lo mejor de la comida nipona para el deleite de nuestros clientes.